Estereo Amor | Porque el Amor es Asi…

Una joven mujer y su pequeño niño murieron con un día de diferencia luego de un trágico incendio en una casa el viernes pasado.

Nicole Quilter

Una joven mujer y su pequeño niño murieron con un día de diferencia luego de un trágico incendio en una casa el viernes pasado. Según los informes, Malika August, de dieciocho años, y Zaylon August, de dos, estaban tomando una siesta cuando su casa en la calle Raccoon se incendió. August agarró a su hijo y corrió por la única salida de la casa y resultó gravemente herida al hacerlo. Ambos fueron ingresados al Hospital Karl Heusner, pero a pesar de la cirugía de emergencia y otros esfuerzos para salvarle la vida, el bebé Zaylon murió el sábado. Malika sucumbiría a sus heridas el domingo. Keanna Kelly, prima de Malika, dijo que la familia esperaba que al menos uno de ellos hubiera sobrevivido.

¿Pero cómo empezó el incendio? Según una investigación realizada por el Servicio Nacional de Bomberos, August había ido a tomar una siesta mientras cocinaba y algo en el ambiente inició el incendio. El supervisor de la estación de la ciudad de Belice, Kenneth Mortis, dijo que recientemente ocurrió otro incendio en las mismas circunstancias e instó al público a tomar precauciones al cocinar.

Pero la familia de August no está convencida. Su madre, Dorla August, que se encuentra en Estados Unidos, dijo que recibió información que sugiere que está en juego una situación más nefasta. Según August, Malika vivía con un hombre que ya tenía una amante, y esa amante también vivía en la casa. Siente que la amante pudo haber tenido algo que ver con su hija.

Dorla August también dijo que intercambió varios mensajes con la mujer que cree que pudo haber lastimado a su hija y que la información que recibió en esos intercambios no cuadraba. También considera que la información que circula en los medios de comunicación es imprecisa.

Sin embargo, Mortis dice que no hay evidencia que respalde esa teoría. Agregó que se solidariza con la familia y comprende que quieran responsabilizar a alguien por su dolor.

Con su madre en Estados Unidos, los arreglos para el funeral de Malika estarán a cargo de sus familiares en el país.